Quilmes - Sitio oficial de Cervecería y Maltería Quilmes - Historia

Historia

Nuestro sueño es Ser la Mejor Compañía de Bebidas Uniendo a la Gente por un Mundo Mejor.


Este desafío nos ha motivado desde nuestra fundación, buscando no sólo elaborar un producto de excelencia para acercar a la mesa de todos los argentinos, sino también involucrándonos para que el mismo sea consumido de forma responsable y por aquellos con edad para hacerlo.

Además, buscamos mejorar las comunidades donde nos asentamos, para lo cual realizamos donaciones, voluntariados, becas, y nos ponemos metas medio ambientales, comprometiéndonos a producir, cuidando del entorno que nos rodea.

Desde hace más de 120 años que trabajamos para hacer un negocio sustentable, y todos los grandes momentos de nuestra empresa han estado inspirados en este ideal.

Orígenes

En 1888, Otto Bemberg, un inmigrante alemán que trajo desde su país el entusiasmo y la pasión por la cerveza, fundó la Cervecería Argentina.

Dos años después, el 31 de octubre de 1890 se "tiró" el primer chopp. Desde entonces comenzó a venderse con la marca Quilmes, que rescata el antiguo nombre indígena de la localidad.

Bemberg, que había llegado a la Argentina en 1852, daba así los primeros pasos de un proyecto que con el tiempo se convertiría en una de las principales empresas de la Argentina.

Orígenes

Fueron años de expansión y crecimiento para el país y para sus empresas. A la continua modernización tecnológica de las instalaciones de la Compañía y al desarrollo de las materias primas nacionales se le agregó una novedosa campaña publicitaria que convocó a los profesionales y agencias más importantes del momento.

Para 1925, nuestra empresa se había expandido enormemente, inaugurando 9 sucursales en Buenos Aires, Santa Fe, Entre Ríos y Córdoba.

Ya en la década de 1930, la fábrica de Quilmes era considerada una verdadera ciudad industrial.

Pero no era sólo la producción lo que nos importaba, sino también mejorar la vida cotidiana de la comunidad que rodeaba nuestras fábricas.

Por ello, colaboramos con la creación de la Sociedad de Bomberos Voluntarios de Quilmes (1911), la construcción del hospital local (1919) y la puesta en marcha de los servicios sanitarios y del sistema de agua corriente (1931).

Además, fuimos pioneros en mejorar la calidad de vida de nuestros empleados y la de sus familias. En 1921 fundamos la Asociación Deportiva Cervecería y Maltería Quilmes y desde 1927 se dispuso en la fábrica un cuerpo especial de enfermeros, y tres consultorios: uno pediátrico y otro odontológico, y un consultorio externo gratuito para el personal.

Orígenes

A cincuenta años de nuestra creación, nos encontrábamos en un punto clave de desarrollo, con un establecimiento fabril y la Villa Argentina, el barrio construido para los obreros y directivos, ocupando 50 hectáreas

Para ese entonces, ya nos situábamos en un lugar de privilegio dentro de la industria cerveza mundial.

Siempre sostuvimos nuestro compromiso constante con la comunidad: en 1941 se inauguraron las instalaciones de la Escuela Nº 30 "Manuel Belgrano" ubicada en la Villa Argentina, a la cual hasta hoy le proveemos de un sistema de becas.

Igualmente, en diciembre de 1944, nuestros directivos de ese momento y las autoridades inauguraron el Pabellón de Maternidad en el Hospital de Quilmes, que llevó el nombre de quien había sido benefactor histórico de esa entidad: Otto Sebastián Bemberg, nombre que mantiene hasta la actualidad.

Estas prácticas pioneras culminaron con la creación, en 1947, del Policlínico de la Cervecería.

En un período caracterizado por el culto por la naturaleza y el cuidado de la salud, la cerveza fue elegida como la bebida preferida por su bajo contenido de alcohol. Conscientes de ello, ofrecimos nuestra tradicional dedicación a la calidad de sus cervezas, continuando con el rumbo marcado por nuestros fundadores: un buen producto es el más sólido fundamento del éxito.

Entonces, trabajamos fuertemente para colocar a la fábrica a la vanguardia de la tecnología y continuamos expandiendo nuestras instalaciones, inaugurando en 1988, una nueva planta cervecera ubicada en la provincia de Corrientes.

Durante estos años, continuó nuestro crecimiento sólido, basado en la calidad de nuestros productos, la inversión permanente y la preferencia del consumidor, lo que se vio reflejado en la creatividad publicitaria y la identidad visual que caracterizan nuestra marca emblema.

"El sabor del encuentro", slogan ideado en la década del `80, se volvería con los años en un clásico de los argentinos.

Orígenes

La década del ´90 fue un período de consolidación y crecimiento para nosotros, por nuestra permanente inversión en recursos que la mantuvieron a la vanguardia de la tecnología y acrecentaron el perfil de Cervecería y Maltería Quilmes como uno de los lugares elegidos para trabajar.

En 1991 creamos el programa de Jóvenes Profesionales, que facilita la incorporación de recursos valiosos y termina de cimentar la conformación de una cultura corporativa que se continuaría con los años y se mantiene hasta la actualidad.

En 1992, en Zárate, Provincia de Buenos Aires, entró en producción una nueva planta, cuya producción fue ampliada en 1994 y que es hoy el centro de producción orientado a la producción de nuestras "especialidades" cerveceras.

En un hecho clave para la definición de nuestro perfil agroindustrial, en febrero de 1994 se inauguró la nueva Maltería Tres Arroyos.

Además, en los campos experimentales en la provincia de Buenos Aires comenzamos a llevar a cabo importantes investigaciones de genética vegetal de la cebada. Ese mismo año finalizamos la construcción de una planta de agua mineral en Tunuyán, Mendoza.

Desde el punto de vista comercial, durante estos años se fue consolidando definitivamente nuestro perfil de líderes en el mercado de bebidas, ampliando nuestros negocios más allá de la elaboración de cerveza.

Hacia fines de 1994, lanzamos al mercado nuestra línea de aguas Eco de los Andes, unidad de negocios que se convertiría en 1999 en un joint venture con Nestlé Waters.

En 1999, nuestra expansión en el mercado de las bebidas tuvo otro hito clave con la adquisición de Buenos Aires Embotelladora – BAESA – principal embotelladora de PepsiCo en la Argentina.

Orígenes

El nuevo milenio nos encontró consolidados como líderes en el mercado de bebidas de Argentina y llenos de proyectos, lo que nos permite seguir creciendo día a día.

En 2002 sellamos la asociación estratégica con AmBev y en abril de 2006 se concreta el traspaso de nuestro paquete accionario mayoritario.

Hoy, formamos parte de AB InBev, la compañía cervecera líder en el mundo, con sede en Leuven, Bélgica, resultado de la fusión de la compañía brasileña AmBev y la tradicional cervecera belga Interbrew. InBev cuenta con un portfolio de más de 200 marcas y con operaciones en más de 30 países.

Además de nuestra asociación con el líder mundial de cervezas, consolidamos en 2005 la franquicia de PepsiCo para toda la Argentina.

Por otro lado, ontinuamos expandiendo nuestros establecimientos industrialesc y mejorando los ya existentes. En octubre de 2006, inauguramos una Planta de Fabricación de Gaseosas del sistema PepsiCo, en el predio de Cervecería Andes, en la localidad de Godoy Cruz, Mendoza. Esta inversión forma parte de nuestro ambicioso plan en Mendoza destinado también a la ampliación de la planta de cervezas, para Eco de los Andes S.A. (joint venture de Cervecería y Maltería Quilmes y Nestlé), y a otras inversiones comerciales.

En diciembre del mismo año inauguramos las obras de ampliación de la Maltería de Tres Arroyos, que permitieron duplicar la capacidad de producción de la Planta. El proyecto demandó una inversión de 36 millones de dólares que nos permite generar un importante volumen de exportación que alcanza al 50% de la producción. Con este proyecto también aseguramos la calidad y homogeneidad de la malta, materia prima crítica en la elaboración de cerveza, premisa que mantenemos desde nuestros inicios, en 1890.

En julio de 2007, inauguramos la Planta de Fabricación de Gaseosas del sistema PepsiCo en nuestro predio de Zárate, provincia de Buenos Aires.

El establecimiento de Zárate se convirtió así en nuestra segunda planta mixta (cervezas y gaseosas) en la Argentina, después de la inauguración de la planta de gaseosas en Mendoza en 2006, y la más grande por volumen y cantidad de líneas.

Nuestras inversiones en el período 2004-2007 superaron los 300 millones de dólares.

Orígenes

Celebramos nuestros 120 años como compañía líder del mercado de bebidas. Y lo hicimos a través de nuestros 4.700 empleados directos, las decenas de miles de puestos de trabajo indirecto que generamos, nuestras diez plantas de elaboración, nuestros ocho centros de distribución y nuestra red de 192 distribuidores independientes que nos acompañan.

Desde esta realidad, también, ponemos en práctica diariamente nuestra apuesta por el futuro, a través de la producción, elaboración, distribución y comercialización de cervezas, gaseosas, aguas minerales, jugos e isotónicos, en alianza con empresas internacionales líderes, como PepsiCo y Nestlé.

Además, mantenemos nuestro compromiso constante para que nuestros productos sean consumidos responsablemente, de forma tal de que sean perfectamente compatibles con un estilo de vida sano y equilibrado para la mayoría de las personas.

Para ello, impulsamos fuertemente iniciativas de consumo responsable a través del programa "Vivamos Responsablemente" y acciones a través del programa "Futuro Posible" como, becas para alumnos secundarios, donaciones a hospitales e instituciones educativas de todos los niveles, y voluntariado corporativo, que completan, entre otras acciones, nuestro presente con futuro.

A 124 años del primer chopp de Quilmes, tenemos muchos motivos para estar orgullosos y muchas razones para confiar en los logros que están por venir.